Go to Top

Trasplante de Pulmón en el INCA

Trasplante de Pulmón en el INCA

El trasplante de pulmón es necesario en los enfermos que, por varias causas, han evolucionado hacia una insuficiencia respiratoria crónica irreversible. Cuando ésta está muy avanzada, no hay ningún tratamiento alternativo y puede estar indicado el trasplante pulmonar siempre que el enfermo esté en condiciones de superarlo.

Se puede practicar el trasplante de un pulmón, de los dos o simultáneamente de corazón y pulmón.

En una región de Europa: Cataluña se hacen alrededor de 35 trasplantes pulmonares cada año.

Funciones del pulmón

  • Efectúa el intercambio de oxígeno y anhídrido carbónico en la sangre, de modo que ésta capta el oxígeno del aire inspirado (que las células necesitan para vivir) y elimina el anhídrido carbónico con el aire expulsado.
  • Elimina, a través de diferentes mecanismos, una gran cantidad de gérmenes y artefactos que penetran diariamente hasta el interior del pulmón, pero puede producirse una infección si la concentración de gérmenes es importante y no es capaz de eliminarlos. Cuando el pulmón está dañado, a causa del tabaco, por ejemplo, la probabilidad de infecciones es más elevada.

Enfermedades que producen una insuficiencia respiratoria crónica

La enfermedad pulmonar obstructiva crónica, el enfisema (presencia de aire dentro de la estructura pulmonar) y la bronquitis crónica (inflamación de los bronquios de larga duración, relacionada directamente con el consumo importante y continuado de tabaco) pueden causar una insuficiencia respiratoria crónica.

Otras enfermedades que pueden constituir una indicación para el trasplante son: la fibrosis pulmonar, las broquioectasis (dilatación exagerada de los bronquios), la fibrosis quística (trastorno genético), las alteraciones vasculares que provocan hipertensión en las arterias pulmonares, las enfermedades cardíacas congénitas que producen hipertensión pulmonar y las enfermedades de origen ambiental o laboral (la silicosis de los mineros, por ejemplo).

Todos estos cuadros evolucionan hacia una insuficiencia respiratoria irreversible, cuyos síntomas aparecen de forma progresiva hasta que, en fases más avanzadas, limitan la vida del enfermo, el cual suele necesitar tratamiento con oxígeno de manera continua para poder respirar.

Cuando el tratamiento médico y el oxígeno son insuficientes para mantener un correcto funcionamiento del pulmón, el trasplante representa la única alternativa posible.

Medidas de prevención

Abstención del tabaquismo o, mejor dicho, no iniciarse en este hábito. Aunque la insuficiencia respiratoria irreversible se puede tratar con un trasplante, lo mejor es que no se llegue a producir esta situación.

Hay una serie de medidas de prevención que pueden contribuir a evitar o retrasar la aparición de la enfermedad:

  • Evitar el consumo de tabaco. Actualmente, se sabe que el tabaco es la causa más importante de la enfermedad pulmonar progresiva que llega a la insuficiencia respiratoria crónica. Además, no hay que olvidar que el tabaco predispone a la arteriosclerosis (obstrucción de las arterias) y es la principal causa del cáncer de pulmón.
  • Evitar, si es posible la exposición laboral a sustancias nocivas como la sílice, el asbesto.
  • Evitar el consumo de drogas y situaciones de riesgo que puedan afectar al pulmón y favorecer las infecciones (SIDA, tuberculosis…).
  • No consumir fármacos sin prescripción médica, especialmente en el caso d’anorexígenos y/o anabolizantes.

INCA es un establecimiento acreditado por Ministerio de Salud para realizar trasplante pulmonar.

Puede llamara para una entrevista de asesoramiento sin cargo al 610-6666 o al 994626000.

Dr. Mogrovejo Walter
Coordinador Intrahospitalario de Trasplante de Órganos

Agregue un comentario